Global Citizen es una comunidad de gente como tú

Personas que quieren aprender sobre los mayores desafíos del mundo y tomar acción en consecuencia. La pobreza extrema termina contigo.

Yagana Bukar waits to receive her food ration at the WFP distribution point in Nigeria, September 2020. COVID-19 is undermining nutrition among the world’s most vulnerable people - particularly children, pregnant and breastfeeding mothers.
Oluwaseun Oluwamuyiwa
/WFP
Alimentos y Hambre

Programa Mundial de Alimentos pide a multimillonarios su aporte para salvar vidas de la hambruna


¿Por qué es importante para los Global Citizens?
La pandemia del COVID-19 ha causado que el hambre global se dispare, evidenciando la desigualdad extrema que existe en el mundo. El Programa Mundial de Alimentos está al frente de los esfuerzos para prevenir la hambruna en las comunidades. Únete a nosotros y toma acción sobre este tema aquí

El Programa Mundial de Alimentos (WFP por sus siglas en inglés) exhorta a los multimillonarios, quienes han prosperado de manera colectiva durante la pandemia del COVID-19, a contribuir con sus programas urgentes contra el hambre, según la agencia de noticias Associated Press

El WFP, que recientemente ganó el Premio Nobel de la Paz, solicita $6.8 mil millones de dólares en los próximos seis meses para combatir la “[marcha] global hacia la inanición”. Desde marzo, los cierres económicos han afectado los suministros de alimentos a nivel global, provocando que los cultivos se queden sin cosechar, el cierre de mercados de alimentos, además de desempleo generalizado y la pérdida de ingresos. El WFP estima que los niveles crónicos de hambre podrían aumentar de 135 millones a 270 millones para finales de este año.

En medio de este trastorno económico y crisis humanitaria creciente, los cerca de 2,200 multimillonarios del mundo han incrementado su riqueza aproximadamente $2 billones de dólares, reportó AP. 

“La humanidad necesita la ayuda ahora mismo”, afirmó el viernes David Beasley, Director Ejecutivo de WFP, durante una videoconferencia de Naciones Unidas. “Se trata de una petición única... El mundo se encuentra en una encrucijada y necesitamos que los multimillonarios participen como nunca lo habían hecho antes.

“Solo necesito algunos miles de millones de dólares para salvar millones de vidas y salvar a la humanidad de una de las más grandes catástrofes desde la Segunda Guerra Mundial”, afirmó Beasley. “No es pedir demasiado”.

World-Food-Programme-Famine-Philanthropy-Billionares-COVID19-Response-003.JPGBador Qaid Mahyoub y su nieta Lamees preparan la comida en su casa en Taiz, Yemen el 26 de julio de 2020. Taiz es uno de los casos urbanos más grandes del WFP, en donde provee apoyos nutritivos y asistencia alimenticia general.
Image: Al Bara Mansour/WFP

Si los multimillonarios donan de manera colectiva solamente el 0.34% del total de $2 trillones de dólares sumado a su riqueza durante la pandemia, podrán cubrir la petición total del WFP. Con el 1% de este total, los multimillonarios podrían cubrir la petición del WFP tres veces más. 

Global Citizen exhorta a los multimillonarios a donar el 5% de su capital neto anual a través de nuestra campaña Give While You Live, que fue lanzada en enero para lograr los Objetivos Globales de Naciones Unidas: erradicar la pobreza y mejorar las comunidades a nivel global.

Historias relacionadas 30 de Junio de 2020 El programa mundial de alimentos lanza la respuesta de ayuda más grande en toda su historia para el COVID-19

Durante la videoconferencia, Beasley afirmó que la lucha contra el hambre probablemente se vuelva más desafiante en los próximos meses debido a que los países de ingresos medios y bajos podrían enfrentar huecos presupuestarios inmensos. 

La pandemia del COVID-19 ha propiciado que los gobiernos cambien sus presupuestos para abordar la crisis de salud inmediata y elaboren paquetes de estímulo costosos que quizá deban pagarse en los próximos años. Para empeorar las cosas, las cargas de endeudamiento domestico a acreedores públicos tales como el Banco Mundial que fueron suspendidas debido a la pandemia quizás soliciten pagos a principios de 2021, afectando aún más la capacidad de los gobiernos para financiar medidas de auxilio.  

Global Citizen recientemente exhortó a los países del G20 a supervisar una prórroga más amplia y la cancelación potencial de deuda para los países de ingresos medios y bajos con el propósito de prevenir incrementos considerables de pobreza global. 

World-Food-Programme-Famine-Philanthropy-Billionares-COVID19-Response-002.JPGEl WFP distribuye asistencia alimenticia a unas 142,000 personas e Deir Ezzor, Siria, a la vez que opera un programa de cocina para escuelas. Dado la ubicación remota de Deir Ezzor y pobre infraestructura médica, el riesgo de contraer COVID-19 es muy alto
Image: Muhammad Deab/WFP

El WFP ha mejorado y adaptado sus programas desde el comienzo de la pandemia. 

Las organizaciones multilaterales han transformado sus programas alimenticios escolares para llegar a niños que ya no pueden asistir a la escuela debido a las indicaciones del distanciamiento social.

A su vez, está apoyando la producción y distribución de comidas nutritivas en áreas donde las cadenas de abastecimiento se han roto y recolectando nuevas formas de información para garantizar que las poblaciones más vulnerables y marginadas reciban la nutrición que necesitan durante esta época.

Pero estos programas solo pueden ser exitosos si el WFP recibe todos los fondos solicitados, una mera fracción de lo que los multimillonarios han ganado durante esta crisis global. 

“Así que todos manos a la obra”, afirmó Beasley durante el evento. “Si no obtenemos el apoyo que necesitamos, literalmente podríamos presenciar hambruna en varias docenas de países. Pero si obtenemos el apoyo que necesitamos, la evitaremos”.