Global Citizen es una comunidad de gente como tú

Un espacio en el que puedes aprender y ayudar a resolver los desafíos más importantes del mundo. Actuar y terminar con la pobreza extrema es posible y está en tus manos.

Wikimedia Commons
Niñas y Mujeres

Un tercio de los trabajadores de Naciones Unidas han sido acosados sexualmente

Por qué es importante para los Global Citizens
El movimiento #MeToo ha aumentado la visibilidad de los problemas de acoso y agresión sexual en el lugar de trabajo. Las empresas y organizaciones tienen la responsabilidad de garantizar que sus empleados estén seguros en el trabajo, independientemente de su género, y las Naciones Unidas se comprometen a hacer precisamente eso aumentando la transparencia y fomentando un entorno laboral libre de hostigamiento. Únete a nosotros para tomar medidas sobre este tema aquí y ayudar a promover la igualdad de género.


Naciones Unidas decidió sumarse al movimiento global #MeToo y como respuesta al momento histórico contra el acoso y la agresión sexual decidió entrevistar a sus empleados. Las respuestas fueron sorprendentes y fueron publicadas en un informe, ya que permitieron descubrir que un tercio de ellos había sufrido acoso sexual en los últimos dos años.

"Esto me dice dos cosas: primero, que aún nos queda mucho camino por recorrer antes de poder discutir de manera completa y abierta sobre el acoso sexual; y segundo, que también puede haber una sensación continua de desconfianza, percepciones de inacción y falta de confianza", escribió el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, en una carta dirigida a su personal sobre los resultados del informe.

El acoso sexual se manifiesta de muchas formas diferentes, desde historias sexuales inapropiadas y bromas hasta gestos sexuales no deseados, lenguaje corporal y contacto físico.

Más de 30,000 empleados y contratistas, que representan solo el 17% de los que trabajan para la ONU y sus agencias, participaron en la encuesta y más del 20% de los encuestados dijeron que fueron sometidos a situaciones de acoso sexual o chistes ofensivos sobre su apariencia en el lugar de trabajo. Mientras tanto, el 10% dijo que fueron tocados de una manera que los hizo sentir incómodos.

Más de la mitad de los que sufrieron acoso sexual informaron que ocurrió en un entorno de oficina, y dos de cada tres dijeron que fueron acosados ​​por hombres.


Las personas a menudo son reacias a denunciar el acoso sexual en el lugar de trabajo por temor a la vergüenza, las represalias u otras consecuencias. Aproximadamente el 75% de los incidentes de acoso laboral no se registran, según estimaciones de la Comisión de Igualdad de Oportunidades en el Empleo de los Estados Unidos. Y la ONU no es inmune a esta tendencia. De acuerdo con el informe, solo 1 de cada 3 de los que dijeron haber sufrido acoso sexual informaron o confrontaron esa conducta.

Para las mujeres, que ya enfrentan salarios más bajos que sus colegas masculinos y la discriminación basada en el género en el lugar de trabajo, la denuncia de acoso sexual puede considerarse un riesgo para su avance profesional.

El informe reveló que, al igual que muchas compañías y organizaciones en todo el mundo, las Naciones Unidas deben tomar medidas serias para garantizar un lugar de trabajo seguro y cómodo para todos, libre de acoso sexual.

"Como organización fundada en la igualdad, la dignidad y los derechos humanos, debemos liderar con el ejemplo y establecer un estándar", dijo Guterres.