Global Citizen es una comunidad de gente como tú

Personas que quieren aprender sobre los mayores desafíos del mundo y tomar acción en consecuencia. La pobreza extrema termina contigo.

PartnerCombate la pobreza

El agua potable salva vidas e inspira un cambio

El programa de Procter & Gamble, Agua Limpia para los Niños (CSDW por sus siglas en inglés), ha transformado vidas desde 2004. Trabajando con más de 150 socios, P&G ha distribuido más de 15 mil millones de litros de agua potable, ayudando a proveer agua limpia para los niños y sus familias de más de 90 países.

Allison Tummon Kamphuis es la directora de la iniciativa de P&G: Agua Limpia para los Niños. Así mismo dirige un equipo apasionado de gente que está ayudando a que el agua potable sea una realidad.

A continuación, habla con Global Citizen sobre el impacto del programa y qué significa cooperar con el avance del Objetivo Global 6 de Naciones Unidas: agua potable y saneamiento para todos.

Cuéntanos sobre el programa CSDW y cómo empezó todo.

P&G es una empresa impulsada por la innovación y muchos de nuestros productos son de limpieza. Contamos con productos para limpiar tu cabello, tus dientes, tu piel y para todo tu hogar. Los paquetes de P&G usados en el programa CSDW los inventó uno de nuestros científicos del departamento de lavado de ropa que estaba investigando cómo limpiar el agua sucia para reducir el uso de agua en la colada, en las regiones afectadas por la escasez de agua. Cuando comenzó a pensar acerca de qué tan importante podría ser esto —ya que en aquel entonces más de mil millones de personas no tenían acceso al agua potable —, decidió ver si existía la posibilidad de utilizar esta tecnología en los hogares en todo el mundo.

¿Qué tan difícil fue echar a andar el programa?

En realidad desarrollamos los paquetes de P&G como un producto para el consumidor, pero el reto era llegar a las personas en todas las áreas rurales de una manera que fuera rentable. Fue muy difícil hacerlo. Una vez que vimos que no iba a ser un éxito comercial y nos dimos cuenta del impacto de la tecnología en la vida de las personas que la necesitaban, lanzamos el programa Agua Limpia para los Niños sin fines de lucro en 2004. Teníamos un grupo principal de socios y organizaciones iniciales con los que trabajamos para poder ampliar el alcance y distribuir los paquetes en las manos de más familias en todo el mundo. Poco después de iniciado el programa, un tsunami golpeó el sureste de Asia y justo nos dimos cuenta qué tan valiosos son los paquetes en épocas de emergencia.

unnamed.jpg__1800x1200_q85_crop_subsampling-2_upscale.jpgcrédito: P&G


¿Cómo funcionan los paquetes?

Es en verdad sorprendente ver cómo funcionan. Pudimos empaquetar la capacidad de una planta de tratamiento de agua en un pequeño paquete de cuatro gramos. Cada paquete puede tratar 10 litros de agua sucia, potencialmente mortal, en tan solo 30 minutos con una cubeta, una cuchara y un paño. El polvo contiene un coagulante, algunos floculantes y un desinfectante, un tipo de cloro que mata la bacteria y virus en el agua. Estos ingredientes se utilizan por lo regular en las instalaciones para tratamiento de agua y en la industria de alimentos.

Es un proceso bastante simple. Añades el polvo y lo mezclas durante cinco minutos. El polvo se coagula o se junta, y las partículas visibles al final se asientan en el fondo de la cubeta y posteriormente se eliminan al verter el agua a través de un paño de algodón utilizado como filtro. Luego esperas 20 minutos para que el desinfectante trabaje y ya está lista para beberse, 30 minutos más tarde.

¿Por qué P&G se involucró en la purificación de agua potable?

P&G comenzó como una empresa que hacía jabones y velas en 1837 y ha servido a los consumidores por más de 180 años. Deseamos ser una fuerza para el crecimiento y el bienestar. El agua potable es una de las necesidades más básicas del mundo. Sin embargo, más niños mueren diariamente por tomar agua contaminada que de malaria y VIH juntos. Así que existe una gran necesidad para los 844 millones de personas que no cuentan con acceso confiable al agua potable. 

La falta de agua potable y el saneamiento y la higiene adecuados son dos barreras enormes para erradicar la pobreza global. Ya que trabajamos de manera colectiva por el saneamiento y el agua universales conforme el Objetivo de Desarrollo Sostenible 6, los paquetes de P&G son una herramienta para ayudar a hacer una diferencia hoy mientras se establecen soluciones permanentes y sostenibles.

¿Cómo P&G y el programa Agua Limpia para los Niños decidió involucrarse junto con National Geographic y Global Citizen en ACTIVATE?

El Objetivo de Desarrollo Sostenible 6 se enfoca en proveer agua potable y saneamiento para todos. Se trata de un problema global y hemos estado trabajando con National Geographic para contar las historias de las mujeres y las comunidades afectados por la crisis de agua global. En los últimos cinco años, también hemos hecho campaña y compromisos con Global Citizen para proveer agua potable en las escuelas y en emergencias. Al trabajar con socios como Global Citizen y National Geographic —ambos con un alcance enorme, además de enfocarse en impulsar un cambio—, podemos juntos ayudar a tomar conciencia de la crisis de agua y las diversas soluciones, como el programa Agua Limpia para los Niños de P&G, el cual está haciendo una diferencia. Algún día, espero que tengamos un mundo donde nuestros paquetes no sean necesarios porque todos tendrán acceso al agua potable.

¿De qué manera te ha impactado personalmente el programa?

En la última década, he viajado en aproximadamente 25 países donde he conocido a cientos de niños y sus familias, cuyas vidas han sido transformadas por el agua potable. He conocido mujeres increíbles que enfrentan un reto desalentador como tal todos los días para sostener a sus familias. Es una experiencia emocional e inspiradora cada vez y todo el tiempo. Estas comunidades junto con nuestros socios de organizaciones sin fines de lucro me reciben de una manera tan calurosa. Siempre es claro qué comunidades tienen el beneficio del agua potable: los niños son más saludables, veo a jovencitas de la misma edad de mis dos hijas en la escuela y los padres participan en oportunidades económicas productivas para sus familias.

Una historia especial para mí es la de Mary, una madre joven, optimista, cariñosa, fuerte, con dos hijos en el oeste de Kenia. Conocí a Mary cuando estaba embarazada de su tercer hijo y era voluntaria en el centro de salud local de su comunidad como parte de nuestro programa CSDW con CARE International. Después de que la hermana de Mary sobrevivió al cólera por escaso margen, su familia se sintió agradecida en particular de tener acceso al agua potable a través del programa. Unos meses después de mi visita, Mary y su familia recibieron complacidos a su niña recién nacida. Yo estaba bastante conmovida cuando me enteré que la habían llamado Allison. Es mi esperanza que crezca en un mundo donde ella, como mis propias hijas, tenga acceso al agua potable, a una buena educación y a una asistencia médica adecuada para que pueda florecer y alcanzar sus sueños.