Global Citizen es una comunidad de gente como tú

Un espacio en el que puedes aprender y ayudar a resolver los desafíos más importantes del mundo. Actuar y terminar con la pobreza extrema es posible y está en tus manos.

Climate activist Greta Thunberg poses for media outside the congress center where the World Economic Forum take place in Davos, Switzerland, Friday, Jan. 25, 2019. The poster reads: 'School strike for the climate'.
Markus Schreiber/AP
Medio Ambiente

La activista climática Greta Thunberg viajará a Estados Unidos en una travesía de `carbono cero´

Por Megan Rowling

Traducción Erica Sánchez

BARCELONA, 29 de julio (Fundación Thomson Reuters) - La activista sueca Greta Thunberg se está tomando un año sabático fuera de la escuela para continuar con su campaña para frenar el calentamiento global. Esta vez busca hacerlo en Estados Unidos, país al que llegará en un viaje en barco, a bordo de un transatlántico.

Thunberg viajará desde Gran Bretaña a los Estados Unidos y partirá a mediados de agosto en el Malizia II, un bote de carreras equipado con paneles solares y turbinas submarinas que producen electricidad a bordo, lo que hace que el viaje sea `carbono cero´, según informó en un comunicado.

Una vez que llegue, la joven de 16 años planea unirse a manifestaciones climáticas a gran escala y hablar en la cumbre de acción climática organizada por el jefe de la ONU en la ciudad de Nueva York el 23 de septiembre.

Luego, Thunberg utilizará también un transporte que emita bajas emisiones de carbono para viajar a la conferencia anual de clima de la ONU en Santiago, Chile, en diciembre, con paradas en otros sitios de América Latina que son clave para enfrentar el cambio climático, además de visitar Canadá y México.

"Durante el año pasado, millones de jóvenes han alzado su voz para hacer que los líderes mundiales se despierten y entiendan la emergencia climática y ecológica. En los próximos meses, los eventos en Nueva York y Santiago de Chile demostrarán si nos han escuchado", dijo en un comunicado.

"Junto con muchos otros jóvenes de América y el mundo, allí allí, incluso si el viaje es largo y desafiante. Haremos oír nuestras voces. Nuestro futuro está en juego, y debemos hacer oír nuestra voz", agregó.

En agosto de 2018, Thunberg comenzó una huelga escolar semanal los días viernes, realizando una vigilia frente al parlamento sueco para pedir una mayor acción contra el cambio climático.

Su ejemplo ha inspirado desde entonces un movimiento global de cientos de miles de jóvenes que también se han saltado la escuela en más de 150 países para expresar su frustración por las medidas inadecuadas para limitar el calentamiento global.

Se espera que el viaje transatlántico de Thunberg tome alrededor de dos semanas.

El padre de Greta y un cineasta se unirán a ella en el barco, donde serán capitaneados por Boris Herrmann, capitán de carrera, y el fundador del equipo Malizia, Pierre Casiraghi, que han donado su tiempo.

Casiraghi dijo que el equipo está "orgulloso de llevar a Greta a través del Atlántico en este desafiante modo de transporte".

"Desafortunadamente, hoy es la única manera de evitar las emisiones de combustibles fósiles. Esperamos que esto cambie en un futuro cercano", agregó el príncipe de Mónaco en un comunicado.

El dúo también dirige un proyecto destinado a enseñar a los niños sobre el cambio climático y el océano, y a medir el dióxido de carbono del océano a través de un sensor a bordo en todos sus viajes.

En discursos recientes, Thunberg ha implorado a los impulsores de políticas en todo el mundo que escuchen lo que los científicos han dicho sobre la necesidad de comenzar a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero rápidamente para cumplir con los objetivos del Acuerdo de París 2015.

En virtud de ese pacto, los gobiernos se comprometieron a limitar el aumento de las temperaturas globales promedio a "muy por debajo" de 2 grados centígrados (3,6 grados Fahrenheit) por encima de los tiempos preindustriales, e idealmente a 1,5 grados centígrados, pero el mundo ya se ha calentado aproximadamente 1 grado Celsius.

"Debemos comenzar a frenar la curva de emisiones abruptamente a más tardar en 2020, si todavía tenemos la posibilidad de mantenernos por debajo de 1,5 grados celsius de aumento de la temperatura global", dijo Thunberg.

"Todavía tenemos una ventana de tiempo para actuar cuando las cosas están en nuestras propias manos. Pero esa ventana se está cerrando rápidamente. Es por eso que he decidido hacer este viaje ahora".


Más información en http://news.trust.org/climate