Global Citizen es una comunidad de gente como tú

Un espacio en el que puedes aprender y ayudar a resolver los desafíos más importantes del mundo. Actuar y terminar con la pobreza extrema es posible y está en tus manos.

Climate activist Greta Thunberg poses for media outside the congress center where the World Economic Forum take place in Davos, Switzerland, Friday, Jan. 25, 2019. The poster reads: 'School strike for the climate'.
Markus Schreiber/AP
Medio Ambiente

“Actúa como si la casa estuviese en llamas” dice esta activista climática en Davos

Por qué es importante para los Global Citizens
El cambio climático amenaza los cimientos de la sociedad humana y los jóvenes de todo el mundo están pasando a la acción, ya que su futuro se torna cada vez más sombrío. En su lugar, están tomando medidas importantes para proteger el planeta. Puedes unirte a nosotros para tomar medidas sobre este tema aquí.


Greta Thunberg dejó de viajar en avión porque los aviones emiten enormes cantidades de gases de efecto invernadero. Además, ha dejado de asistir a clases todos los viernes para protestar, a pesar de que le encanta ir a la escuela, debido a que cree que Suecia no está a la altura del acuerdo climático de París. Por eso esta joven de 16 años ha abandonado casi todos sus pasatiempos para enfocarse exclusivamente en salvar el planeta.

"Solía ​​tocar en el teatro, cantar, bailar, tocar un instrumento, montar a caballo, muchas cosas",le dijo a The Guardian. Pero ahora pasa todo su tiempo haciendo campaña por la sostenibilidad. "Tienes que ver la perspectiva más grande".


Recientemente, Thunberg realizó un total de 32 horas de viaje en tren para unirse al campamento en Davos junto un grupo de científicos del clima a temperaturas que se expusieron a temperaturas de -18ºC.

Ella viajó especialmente a la zona montañosa para protestar contra el Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés) e instó a los líderes mundiales allí reunidos, y a los más adinerados del mundo que también asistieron, a hacer más para enfrentar el cambio climático.

"Les pido que se paren en el lado correcto de la historia", dijo. "Les pido que se comprometan a hacer todo lo que esté a su alcance para impulsar sus propios negocios o gobiernos con un mundo que no aumente más de 1.5ºC".

Esta joven también reprendió a los asistentes por el gran impacto que le están causando al medio ambiente.

"Creo que es bastante hipócrita que viajen en jets privados y hablen sobre la crisis climática y digan: 'Oh, esto nos importa mucho', pero obviamente no", le dijo Thunberg a The Associated Press.

Durante un panel en el WEF, Thunberg pronunció un discurso en el que invitó a los reunidos a “actuar como si la casa estuviera en llamas. Porque lo está”.

Faltar a clases

Thunberg comenzó a protestar en 2018 y dejó de asistir a clases una vez por semana, convirtiendo esto en un evento semanal después de las elecciones suecas y cuando se dio cuenta de que el gobierno no estaba haciendo lo suficiente para proteger el planeta.

Sus protestas son simples. Ella deja de asistir a clases los días viernes para pararse afuera del edificio del Parlamento sueco, sosteniendo carteles, cantando y tratando de inspirar a otras personas. Como lo hicieron otros grandes movimientos de protesta a lo largo de la historia, sus reclamos ganan poder a través de la perseverancia.

Desde que comenzó, estudiantes de todo el mundo se han unido al esfuerzo, en un movimiento conocido como "School Climate Strike", según publicó AP.


"Nunca me hubiera imaginado que iba a ser tan grande y tan extendido que ahora haya una huelga escolar en todos los continentes excepto en la Antártida. Eso es genial e increíble", dijo Thunberg. "La semana pasada, hubo más de 12,500 estudiantes que hicieron huelga escolar en Bruselas, más de 22,000 en Suiza y más de 30,000 en Alemania".

Historias relacionadas 25 de Enero de 2019 Estudiantes de todo el mundo se declaran en huelga por el cambio climático

Muchos jóvenes de todo el mundo reconocen que su futuro está en peligro por el cambio climático y, en consecuencia, están tomando medidas.

Muchos jóvenes piden la transición hacia sociedades basadas en energía limpia, e incluso algunos activistas ya están logrando que muchas corporaciones reduzcan sus huellas ecológicas.

Y aunque el pedido es grande, no es exagerado.

En 2017, 15,372 científicos firmaron una carta abierta que decía que "el tiempo se está acabando" y los impactos del cambio climático serán "catastróficos" en un futuro cercano.

Y en octubre de 2018, la ONU publicó un informe exhaustivo sobre el cambio climático que decía que lograr los objetivos del acuerdo climático de París "requerirían cambios rápidos, de gran alcance y sin precedentes en todos los aspectos de la sociedad".

Actualmente, el mundo no se encuentra en vías de evitar que las temperaturas globales aumenten más de 1.5 grados centígrados por encima de los niveles preindustriales, el principal objetivo del acuerdo de París.

Es por eso que Thunberg y sus compañeros sienten la urgencia de protestar.

"O paramos las emisiones o no lo hacemos. No hay áreas grises cuando se trata de sobrevivir", le dijo a The Guardian.