Global Citizen es una comunidad de gente como tú

Un espacio en el que puedes aprender y ayudar a resolver los desafíos más importantes del mundo. Actuar y terminar con la pobreza extrema es posible y está en tus manos.

Lead research investigator Abbas Mohajerani holding a biosolid brick.
RMIT University.
Agua y Saneamiento

Ir al baño es el primer paso para crear estos nuevos ladrillos ecológicos

Por qué es importante para los Global Citizens
Se necesitan ideas innovadoras para ayudar a enfrentar los desafíos del mundo. Estos ladrillos a base de biosólidos ofrecen una solución a varios grandes problemas ambientales, como la gestión de desechos fecales y el aumento de los vertederos que emiten gases de efecto invernadero. Global Citizen realiza campañas para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Puedes tomar acción aquí.

¿Alguna vez te preguntaste qué pasa con tus desechos después de tirar el inodoro?

Para aquellos que viven con sistemas modernos de alcantarillado, los desechos humanos se combinan con el agua y se transportan a través de tuberías de alcantarillado a una planta de tratamiento, donde la orina y la materia fecal se dividen y purifican. Los restos de desechos tratados, conocidos como biosólidos, a menudo terminan en vertederos o en los océanos.

Sin embargo, pronto estos biosólidos podrían convertirse en ladrillos baratos y sostenibles para la industria de la construcción.

Un equipo de investigadores de la Universidad RMIT de Melbourne ha demostrado que la cocción de los biosólidos en forma de arena convirtiéndolos en ladrillos podría ser una solución segura y ecológica para la masa global de lodos de alcantarillado y la minería nociva del suelo necesaria para la fabricación tradicional de ladrillos.

"El uso de biosólidos en ladrillos podría ser la solución a estos grandes desafíos ambientales", dijo el investigador principal Abbas Mohajerani. "Es una propuesta práctica y sostenible para reciclar los biosólidos actualmente almacenados o en vertederos en todo el mundo".


La producción de los ladrillos biosólidos es más barata y utiliza casi la mitad de la energía de los ladrillos estándar. También reducen la necesidad de la minería de arcilla y tienen una conductividad térmica más baja, lo que significa que, a su vez, son mejores aislantes y mantienen los edificios naturalmente más cálidos en invierno.

"Cada año se extraen más de tres mil millones de metros cúbicos de tierra arcillosa para la industria global de fabricación de ladrillos", agregó Mohajerani. "Esto produce aproximadamente 1,5 billones de ladrillos".

La viabilidad de los biosólidos se ha hecho cada vez más conocida en los últimos años. Si bien ahora se utilizan cantidades cada vez mayores para mejorar las condiciones del suelo y estimular el crecimiento de las plantas, casi el 30% permanece sin uso o se envía a vertederos.

Según Mohajerani, eso equivale a más de 5 millones de toneladas de biosólidos en vertederos cada año en Australia, Nueva Zelanda, Europa, Canadá y los Estados Unidos.

Biosolids_bricks_RMIT.jpgThe biosolid bricks are cheaper and uses almost half the energy to produce compared to conventional bricks. RMIT University.

Sin embargo, la integración de tan solo el 15% de los biosólidos en los ladrillos recién construidos cada año eliminaría todas las sobras.

Antes de que se pueda comenzar la producción a gran escala, los ladrillos se someterán a pruebas de resistencia más exhaustivas.